Tres genios modernos víctimas de la tecnología, las redes sociales y los tacones


El primero en Hampshire, Inglaterra. Se tomó una fotografía con su celular presuntamente* sosteniendo drogas y el dinero que había conseguido en ese negocio…

Obviamente en una requisa a su vivienda encontraron armas, drogas, dinero y la bendita foto. Y pese a sus alegatos le dieron tres años y pico, dicen que por estúpido.

El de la foto siguiente, de Jenkins; Kentucky, EEUU, lo capturaron por presuntamente* publicar una foto en Facebook. ¿Injusto?

Bueno, aparte de estar robando gasolina a un carro de la policía, andaba haciendo gestos obscenos.

Finalmente este otro émulo del mago Harry Houdini, se escapó de una prisión en Brasil, presuntamente* usando un vestido de mujer.

Luego de tanta planificación, vestimenta ridícula y esfuerzo, lo capturaron por un detalle “así de chiquitico”: A un policía le pareció muy chistosa la manera como caminaba con los tacones. ¿Se imaginan el susto del policía al verle esa fachada con el maquillaje corrido y la espesa barba?

* Lo de presuntamente es para seguir la aculillada moda de nuestros periodistas.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: