El Avión Bolívar


En el libro Crónicas y Romances de Vicente Arenas Mantilla encontramos este interesante relato de la llegada a la región del piloto Camilo Daza en el avión Bolívar.

EL AVIÓN BOLÍVAR
EN EL AÑO de mil novecientos veintidós, año malo para los agricultores y feliz para los prestamistas por el buen número de inversiones que ejecutaron, un buen día del lluvioso mes de noviembre, llegó hasta los que en ese entonces no habíamos todavía abandonado la buena tierra piedecuestana, la noticia llamativa e inquietante de que a la ciudad del Socorro acababa de llegar un aeroplano, que en breve continuaría su viaje hacia La Mesa de los Santos, para seguir después su marcha hacia Bucaramanga.

Pocos días más tarde, la ciudad de Piedecuesta, denominada antiguamente la Villa del Cacho, fue sorprendida con la visita de don Mario Clopatofsky, quien en su condición de propietario o empresario del mencionado aeroplano, venía desde el Socorro por todas las poblaciones anunciando emocionadamente la visita del aparato, y solicitando si era que querían verlo pasar por sobre la población, se recolectara entre los habitantes la suma de doscientos pesos, que deberían entregarle a su regreso a la ciudad comunera; pues de lo contrario, el aviador, que no era otro que Camilo Daza, tercearía por sendas apartadas, privando a los piedecuestanos de la vista del aparato.

Sigue leyendo