Desenredando la pita del POT



No hemos puesto en la tarea de revisar la propuesta del Plan de Ordenamiento del Territorial (POT) de Bucaramanga y aún más descubrir la metodología utilizada y en el grupo hemos hecho un asombroso descubrimiento. No por haberlo llamado de forma algo modesta un plan “De Segunda Generación”, sino por romper los tradicionales paradigmas de la planeación.

Hay primero que todo reconocer que ha sido un largo, penoso y costoso proceso. Eso y la expectativa constante sobre su próxima aprobación han tenido a un apreciable grupo de personas en una constante ansiedad. Y por eso no nos extraña que presente tamañas innovaciones. Y no nos referimos a los planteamientos meramente normativos, algo que ya se ha explicado en este blog hace un buen par de años. Vea lo que se dijo en la oportunidad Un POT sin Ingenieros. Tampoco se hablará acá sobre los posibles efectos macroeconómicos de las medidas planteadas, de eso ya escribimos en la entrada llamada El Legado de Fernando Vargas: Pobreza, Desempleo, Informalidad y Cáos vehicular

Menos vale repetir lo expresado sobre la participación, o su publicación incompleta para medio cumplir a las carreras con lo de ley. No. Solamente nos vamos a referir a la metodología. Un análisis de la documentación presentada año a año muestra un aspecto interesante de este proyecto: ¡Se cambió la forma tradicional de Planificación! Veamos. Tradicionalmente la planificación se ha realizado de lo genérico a lo específico, de lo general a lo particular, o msi se prefiere de lo más cualitativo a los más cuantitativo.

 A nuestro parecer la innovación está explicada en las dos siguientes imágenes.

En la primera el método tradicional

Diapositiva1En la segunda el método innovador

Diapositiva2

Puede parecer extraño, pero eso es lo que se percibe luego de revisar la abundante documentación. Vale recordar que en una presentación en la facultad de Arquitectura en el 2011, al equipo lo sorprendió la pregunta sobre cuál era el Modelo de Ciudad que se buscaba en el proyecto de modificación del POT. Y no hubo respuesta.

En el POT de segunda generación ya aparece el modelo de ciudad, sin embargo aparte de algunos cambios en el articulado del acuerdo, apenas lógico, pues ya no se trata de una revisión, sino de un cambio total, no hubo cambios sustanciales en los particular o la norma específica del POT. Prácticamente lo parte normativa presentada en el 2010 es idéntica a la que se ofrece en el 2013, y eso que ha habido cambios fundamentales en la normatividad nacional, como la Norma Sismo Resistente NSR-10, que es incompatible con lo que se observa el planteamiento del POT. Ver Un POT sin Ingenieros.

En resumen, primero hicieron las normas y luego la parte estratégica y el modelo de ciudad, todo previamente al diseño de escenarios posibles. ¡Bárbaros!  Y no es que hayan realizado una especie de ingeniería inversa, no eso es la nueva metodología que genera resultados a la medida…

Y no estamos hablando carreta, eso se puede comprobar con estas dos gráficas que indica la primera el equipo de trabajo del documento que se presentará este año al concejo municipal y la segunda, el esquema organizacional hace más de un par de años.

POT Equipo

¿Y?

Esquema Organizacional POT¿Ven como aparece la prospectiva al final?

Por eso es importante que se asista a las reuniones faltantes, especialmente en las que van a efectuar simulaciones cuantitativas de los efectos de los cambios y aumentos de restricciones.

Nosotros deseamos que ojalá nos muestren una verdadera simulación, no un simulacro de una simulación, no de un puñado de predios y sus múltiples posibilidades de empate. Una real simulación que contenga suficientes variables para que quienes vayan a tomar la decisión de aprobarlo sepan a qué van a someter a la ciudad  hasta el año 2027.

Se ha mencionado hasta el cansancio en este blog, que lo sostenible no es únicamente lo ambiental, no solamente un lema de campaña. Quienes manejan esta que llaman “Ciudad Sostenible”, deben entender que la sostenibilidad es la conjugación armónica de ecológico, lo social y lo económico. SostenibleCon dibujito para que se entienda.

Esperaríamos un simulación que nos indique según se modifique las variables normativas, entendidas como restricciones, cuántos metros cuadrados menos se dejarían de construir en ese periodo y como se representaría eso en variaciones en el Producto Interno Bruto, en el índice de desempleo, en la ocupación de mano de obra no calificada. O poder observar por ejemplo si la disminución pensada en el precio de la tierra lleva a un desbalance entre los avalúos comerciales y catastrales, especialmente en un año en que se ha castigado enormemente a los pequeños propietarios con incrementos del impuesto predial unificado; o como afectaría esa propuesta a las finanzas del municipio, por ejemplo si las disminución de generación de nuevos predios dejaría el incremento del impuesto predial basado solamente en la inflación y el incremento de los avalúos catastrales.

¿Será que somos muy optimistas? Nos cuentan…

Relacionado ¿Cuál es la ciudad que soñamos?

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: